secundaria

La minería en América Latina y su papel fundamental para la transformación de energías fósiles a renovables.



A pesar de que en los últimos años la región ha tenido que enfrentar diversas dificultades como accidentes, crisis económicas y falta de inversiones extranjeras, América Latina continúa siendo un referente en materia de extracción minera. Chile, México y Perú, lideran el ranking de la producción de cobre, oro, plata y mineral de hierro.

De acuerdo con la encuesta anual de minería Survey of mining companies 2019 de Fraser Institute, Chile continúa siendo el mayor productor a nivel mundial de cobre con una producción estimada anual de 5,60 millones de toneladas, le sigue Perú con 2,40 millones de toneladas y México con 770,000 toneladas.

Por su parte, México se ha posicionado entre los 10 principales productores de oro mientras que Brasil y Argentina se ubican en el lugar 13 y 14 a nivel mundial,, respectivamente, con una producción de 85 y 72 millones de toneladas anuales A su vez, nuestro país sigue a la cabeza como el máximo productor de plata con casi 6.300 toneladas anuales.

Con ello, la industria de la minería se ha convertido en una de las principales fuentes de desarrollo, sin embargo, durante los últimos tres años la falta de inversión y el impulso al uso de energías limpias han ocasionado una baja considerable en la extracción de metales de la región.

Según el informe del Grupo Banco Mundial, la producción de minerales enfrentará grandes cambios. El uso de energías limpias ha disparado la extracción de litio y cobalto, razón por la cual, son considerados los metales del futuro. Su uso y funcionamiento es tal que ya empiezan a prospectarse como los minerales más importantes (aún por encima del oro); su crecimiento podría representar para el año 2050, un aumento en su producción de hasta el 500% un aumento en su producción de hasta el 500% a nivel mundial.

Esto significará grandes cambios para los países latinoamericanos y una oportunidad de crecimiento si se aprovecha. Actualmente, conocidos como el Triángulo del Litio Argentina, Chile y Bolivia (donde se ubican los sistemas salares andinos) tienen una oportunidad única de capitalizar sus recursos y fortalecer sus industrias. La vertiginosa demanda de baterías para el almacenamiento de energía y el mercado global de vehículos eléctricos (los cuales utilizan Litio) ha hecho que las miradas volteen a estos países.

Según el informe del Panorama del Litio en América Latina, la región concentra las principales reservas de litio en el mundo. Bolivia, Argentina, Chile, México y Perú controlan el 67% de las reservas mundiales con 21 millones de toneladas (t/a), 19,3 , 9,6 1,7 y 1.8 respectivamente. Esto no sólo traerá cambios en el entorno geopolítico, también se verán reflejados en el ámbito social y laboral. Por ejemplo,los mineros encargados de la extracción del litio deberán contar con equipos de protección especializados en minas, para mantenerlos protegidos contra diversos riesgos como son: Cortes, polvo y suciedad, exposición química, abrasiones, arco eléctrico y baja visibilidad, entre otros.

Bajo este panorama, las autoridades de cada país se encuentran discutiendo nuevas regulaciones que permitan proteger a los trabajadores, entre los que destacan: trajes de protección, respiradores, guantes, cascos, lentes con filtro UV para la protección ocular, equipo especial para prevención de cáncer de piel.

El futuro de la minería representará cambios importantes para la transformación de energías fósiles a renovables, lo que traerá consigo importantes adecuaciones a las que todos deberemos adaptarnos y hacer frente.



Publicidad




Todavía no hay ningún comentario.

Deja un comentario



Publicidad


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.