secundaria

Saft elegido por NAVAIR para desarrollar la tecnología avanzada de Li-ión



Saft, líder mundial de fabricación de baterías de alta tecnología para aplicaciones industriales, ha sido elegido por la División de Sistemas de Energía Eléctrica estadounidense, Naval Air (NAVAIR) Sistemas Coomand, Air 4.4.4, para desarrollar células y baterías de Litio-ión de vanguardia para su utilización en sistemas aéreos de combate no tripulados (J-UCAS).

“Del contrato con NAVAIR surgirá la próxima generación de sistemas que llevan la tecnología a nuevos horizontes en sus aplicaciones en el J-UCAS y otros aviones semejantes” dice el Dr. Khushrow Press, Presidente del Consejo Gerente de Saft América. “Este proyecto, junto con los recientes contratos conseguidos para la utilización de baterías litio-ión en los Global Hawk RQ-4B y los F-35 Joint Strike Fighter, posicionan a Saft como líder indiscutible en la fabricación de baterías litio-ión para la aviación militar”.

El coste de la primera fase del contrato se valora en 1.6€ millones (el contrato básico está valorado en 8.3€ millones). El departamento de Aviación emplazado en las instalaciones de Valdosta, en Georgia, será el encargado de llevar a cabo el proyecto.

El programa J-UCAS es un esfuerzo conjunto de la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada para la Defensa (DARPA) y de la Fuerza Aérea Naval de los Estados Unidos para demostrar la fiabilidad técnica, utilidad militar y valor operacional de un sistema interconectado de alto rendimiento, lo que se traduce en vehículos aéreos armados no tripulados orientados a llevar a cabo las misiones de combate del siglo XXI de manera efectiva y con un coste asequible, incluyendo la supresión de las defensas aéreas del enemigo (SEAD); electrónica de ataque (EA); precisión de ataque; vigilancia/reconocimiento y ataques globales persistentes con la arquitectura global emergente de autoridad y control.

Las misiones específicas a las que se dirige este tipo de equipamiento son aquellas situaciones de combate que requieren de la penetración en territorio enemigo profundo y vedado, así como los requerimientos de supervivencia propios del combate persistente sobre el terreno.

Saft desarrollará células y baterías especialmente optimizadas para la aplicación propia del J-UCAS desarrollando una gama de productos menores en tamaño y más ligeros que la actual tecnología de Litio-ión. De igual modo, se han mejorado las características de auto descarga y el rendimiento a bajas temperaturas. La célula será de diseño prismático con el conjunto de electrodos en forma de rollo, para optimizar el volumen y mantener la superior calidad y fiabilidad de los diseños cilíndricos. La batería optimizada incluirá un contenedor y una tapa para aligerar peso y aumentar la durabilidad.

“Saft está emocionado y satisfecho por haber sido seleccionado para desarrollar y proporcionar baterías de Litio-ión al primer sistema J-UCAS. Saft desea afrontar los retos de expansión del rendimiento del Litio-ión para convertirlo en un referente de tecnología puntera avanzada”, señala Gary McMillan, Gerente del programa.



Publicidad




Todavía no hay ningún comentario.

Deja un comentario



Publicidad


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.