secundaria

España tras la eliminación del “Impuesto al sol”, un paso más hacia el autoconsumo y las energías renovables



España tras la eliminación del "Impuesto al sol", un paso más hacia el autoconsumo y las energías renovables

Los autoconsumidores vuelven a tener la oportunidad de producir su propia energía de una forma rentable, tras el final de periodo sombrío que suposo el polémico Impuesto al sol. Ahora, una nueva legislación abre las puertas a nuevas posibilidades con cinco grandes cambios. Te contamos todas las novedades y te revelamos cuál es la mejor tarifa para ahorrar si tienes placas solares. ¿Listo?

La tarifa ideal para autoconsumidores

Gracias a la energía solar fotovoltaica podemos ahorrar muchísimo en energía, y no solo en electricidad, sino que también es posible evitar tener que contratar gas natural para alimentar la calefacción, un factor que suele subir las facturas durante el invierno. Además de esta forma nos ahorramos también el abusivo precio por contratar gas natural, ya que debemos pagar los derechos de acometida, más los derechos de alta por lo que, dependiendo de la comunidad autónoma en la que vivamos pagaremos más o menos. Por ello, gracias a la energía solar podemos olvidarnos de contratar gas natural, pero, ¿y qué pasa con la factura eléctrica?

Mucha gente piensa que la energía solar fotovoltaica nos hace completamente independientes del mercado eléctrico, pero no esto no es cierto, ya que si no se dispone de una batería con bastante capacidad de almacenamiento de energía sobrante, durante la noche no se dispone de electricidad a causa de la ausencia de luz solar. Por ello, y otra razón muy interesante que te contaremos a continuación, la mayoría de autoconsumidores están conectados a la red eléctrica. ¿Y cuál es el plan energético ideal de los autoconsumidores de energía solar? Sin duda se trata de la tarifa PVPC con discriminación horaria.

La tarifa PVPC (Precio Voluntario al Pequeño Consumidor) es una tarifa de luz dentro del mercado regulado, donde es el Estado quien fija el precio por kWh según la demanda y la oferta del mercado mayorista de electricidad, también conocido como pool. Pese a la subida del precio de la luz, la tarifa PVPC sigue siendo una de las más económicas del mercado. En su modalidad con discriminación horaria, la tarifa PVPC nos ofrece varios precios distintos dependiendo de la franja horaria, dividiendo el día en horas punta, las horas de la mañana con más demanda y por lo tanto más caras, y las horas valle, las horas que transcurren durante la noche y que tienen un precio mucho más bajo. De esta forma, los autoconsumidores pueden consumir energía solar durante el día y utilizar la red eléctrica por la noche pagando el precio de horas valle. ¿Genial, verdad? Pues hay mucho más, ya que ahora pueden descontar dinero de su factura gracias al sol. ¿Cómo? Te lo explicamos a continuación.

Los Jackson Five del autoconsumo

Fue en el año 2012 cuando se creó el “Impuesto al sol”, un gravamen que cobraba a los autoconsumidores de placas fotovoltaicas por producir y autoconsumir la energía procedente del sol. Afortunadamente este injusto impuesto fue abolido y tras su derogación, se ha aprobado un decreto gracias al cual se establece una nueva normativa, que si bien podría ser mejorable, mejora mucho con respecto a la anterior. Estos son los cinco grandes cambios que introduce la nueva normativa sobre autoconsumo solar fotovoltaico:

Se suprimen los impuestos o tasas que cualquier índole por la generación de energía fotovoltaica.
La energía sobrante que se genere durante el día podrá verterse a la red eléctrica a cambio de una reducción equivalente en nuestra factura eléctrica. Será la Red Eléctrica Española quien se encargará de que nuestra comercializadora nos haga el efectivo descuento.
Las comunidades de vecinos, las asociaciones o los polígonos industriales podrán compartir tu autoconsumo. De esta forma podrán generar energía conjuntamente y repartirla de la forma que ellos fijen.
Anteriormente, en aquella época sombría de la que hablábamos antes, solo podría instalarse la potencia eléctrica que tuviésemos contratada. A partir de ahora se elimina todo límite de potencia, y podemos instalar la que queramos en nuestros tejados.
En último lugar, ya es posible para las empresas explotar instalaciones fotovoltaicas de terceros. De esta forma una empresa o particular que alquile el tejado de una nave industrial podrá compartir los beneficios de la instalación con los propietarios de la nave donde se encuentre dicho tejado.

¿Quieres saber más sobre todo esto? Te invitamos a leer el decreto del Boletín Oficial de Estado para que puedes tener toda la información. Ha llegado la hora de la transición ecológica. ¡Súbete al tren!



Publicidad




Todavía no hay ningún comentario.

Deja un comentario



Publicidad


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.