secundaria

Enerkem lleva a cabo una destacada revolución al producir un nuevo biocombustible de alto octanaje



MONTREAL, March 21, 2018 /PRNewswire/ Enerkem Inc., destacado productor mundial de residuos para biocombustibles y productos químicos, anunció hoy durante la celebración de la reunión nacional 255th American Chemical Society que se lleva a cabo en Nueva Orleans, que había conseguido el éxito en la producción de un nuevo biocombustible de altas prestaciones que puede mejorar la clasificación de octanaje de los combustibles comercializados en el mercado, reduciendo su huella de carbono.

La experiencia en ingeniería química en el Innovation Centre de Enerkem sito en Westbury, Quebec, ha permitido a la compañía desarrollar con éxito un proceso que utiliza la tecnología propia de residuo para biocombustible con el objetivo de producir un nuevo biocombustible con un Research Octane Number (RON) de hasta 112. Esto supone que cuenta con 20 puntos más frente a la clasificación de octanaje media que hay en los motores de gasolina normales. Gracias al uso de bio-dimetil éter (Bio-DME), un producto derivado del biometanol de Enerkem, en combinación con la catálisis de gasolina de DME para alto octanaje desarrollado por medio del National Renewable Energy Laboratory (NREL) en Estados Unidos, el equipo Enerkem-NREL fue el primero en demostrar una escala piloto para la producción de un combustible alternativo rico en parafinas.

“Se trata de una revolución destacada que puede permitir el desarrollo de un nuevo biocombustible no oxigenado creado por medio de los residuos a escala comercial”, explicó Stéphane Marie-Rose, director del Innovation Centre de Enerkem. “A través de la destacada reacción de catalización selectiva conseguida utilizando nuestros procesos de residuos para biocombustibles, hemos formado moléculas de parafina, como triptane, cuyas propiedades ya contienen una clasificación de elevado octanaje, aumentando con ello el volumen de las parafinas cuando se utilizan como aditivo en los combustibles convencionales”.

Además de las diferentes ventajas medioambientales y económicas, hay muchas aplicaciones posibles para los biocombustibles de alto octanaje derivadas del  bio-DME de Enerkem. El aditivo no oxigenado podría servir en el mercado de los combustibles especializados, como el sector de la gasolina de aviación y los deportes de motor profesionales. Y con los biometanoles y etanoles avanzados producidos actualmente a escala comercial por medio de Enerkem, este nuevo biocombustible permite una combustión mejor, sustituyendo a los combustibles fósiles y reduciendo las emisiones de gas de efecto invernadero.

El Innovation Centre de Enerkem busca construir su avance tecnológico al desarrollar más y optimizar los procesos, además de evaluar las aplicaciones comerciales potenciales en los próximos meses.



Publicidad




Todavía no hay ningún comentario.

Deja un comentario



Publicidad


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.